Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar todos nuestros servicios disponibles en nuestra web. Si continúas navegando consideramos que aceptas nuestra Política de cookies.   Aceptar

El nuevo ciclo de la larga vida del tomate GAMBÍN

nuevo-ciclo-de-la-larga-vida-del-tomate-gambin

¡Larga vida al tomate! 2019 supuso otra campaña finalizada con éxito y la tranquilidad y alegría que da tener los objetivos cumplidos. Del trabajo bien hecho, seguir manteniendo la esencia de nuestro cultivo y respetando las tradiciones que nos caracterizan. Y, llegada esta época del año, volvemos a empezar. Nuevas plantaciones, nuevas sensaciones y una apuesta renovada por los tomates long life (larga vida).

Las primeras etapas de cada campaña son básicas para sentar las bases del éxito futuro. Para seguir consiguiendo y ofreciendo ese color, esa textura y esa intensidad de nuestros tomates Bisonte y Ferrari tan preciada en toda Europa, debemos empezar por la base. Por este motivo es imprescindible realizar la limpieza de los invernaderos y la desinfección física del suelo mediante la técnica de solarización para conseguir una producción integrada.

La solarización es un método físico de desinfección del suelo mediante la puesta de plásticos. Con ella, podemos controlar los patógenos gracias al incremento de temperatura y la humedad constante, captando el sol y reteniendo su energía. Una técnica ideal para cimentar el buen funcionamiento de una campaña que llega con una proyección inmejorable.

El arranque de este nueva campaña del tomate en Almería ha comenzado con buen pie en las fincas propias que GAMBÍN tiene en la zona. La lucha de control biológico -mediante la suelta de Nesidiocoris- supone un modo de control eficaz de las plagas que, junto con el manejo técnico y la calidad de los enemigos naturales, hacen posible cumplir una de nuestras máximas: alcanzar mayores niveles de sostenibilidad y una agricultura de residuo cero.

No hay que obviar, por supuesto, la existencia de factores agroclimáticos que afectan al desarrollo del cultivo durante todas sus etapas fenológicas. Estos destacan durante las primeras semanas de cultivo, en las que se realiza el transplante o fase inicial. En ella, el control y manejo de los invernaderos y la técnica de blanqueo consiguen generar los rangos óptimos de temperatura, HR y luminosidad para conseguir una adecuada polinización/floración. 

La campaña del tomate, como tantas otras, es una carrera de fondo. Un largo camino en el que cada paso cuenta y en el que es importante mantenernos fieles a nuestros valores y principios, con la perspectiva y el modo de trabajar que nos hace únicos, y para seguir respetando el medio ambiente mientras obtenemos los mejores frutos posibles.